Evidencia cristalográfica de las dinamizaciones homeopáticas en el agua

INTRODUCCIÓN

“Para la mayoría de los filósofos y científicos lo observable se explica al inferir entidades no observables. Se requiere de un universo invisible para explicar lo visible”
L.L. Whyte

Desde la época de Hahnemann, el modo de acción del medicamento homeopático ha sido  motivo de controversias.
El proceso de preparación del medicamento requiere de una serie de diluciones y sucusiones que van más allá del número de Avogadro. A partir de una dilución mayor de 6,02 ×1023  ya no existe soluto en la solución, razón por la cual, muchos científicos han mostrado su escepticismo en la terapia homeopática.
La reciente aplicación de la teoría cuántica a la homeopatía sugiere que las dinamizaciones homeopáticas, actuarían más por la acción físico-química del solvente, que por las propiedades químicas de los solutos.
Hay muchas evidencias que avalan esta teoría. Daré cuenta de las más pertinentes, para ahondar luego, con el estudio realizado por el Dr. Masaru Emoto, autor del libro “Mensajes del Agua”. Mediante la fotografía de cristales de agua congelada, ha demostrado que el agua crea un patrón capaz de ser modificado por las palabras, las ideas y la música.
Luego de haber entrado en contacto con el Dr. Emoto, y gracias a su colaboración, he podido investigar el efecto que produce la dinamización homeopática sobre el agua.
Se realizaron fotografías de cristales de agua congelada, expuesta a dinamizaciones de Aurum 30 y 10.000, Lachesis 6 y 10.000 y Pulsatilla TM, 6, 30 y 10.000.
Los resultados cristalográficos obtenidos fueron sorprendentes. Parte de ellos mostraré en esta monografía.



DESARROLLO

Teorías físico químicas sobre la constitución de la materia
El Ser humano, desde los albores de la humanidad, ha elaborado distintas teorías para tratar de comprender la realidad que la rodea
Así, Demócrito (filósofo griego 460-370 A.C.), ideó la hipótesis de que la materia estaba constituída por partículas sólidas, separadas por espacios vacíos y agrupadas por una fuerza de atracción. Afirmó la indivisibilidad de esas partículas a las que llamó átomo
En la Edad Media resurge la alquimia con la búsqueda de la piedra filosofal y el elixir universal. Estas prácticas fueron transmitidas por los árabes al hombre occidental, pero su origen se remonta más allá de los antiguos egipcios y griegos.
Robert Boyle (1627-1691) defendió la importancia el método experimental preconizado por Bacon, para el conocimiento científico.
John Dalton (1766-1844) estableció los principios de la teoría atómica, y con sus estudios sobre las valencias, permitió a la química consolidarse.
Más adelante surgieron otros investigadores que dieron gran impulso a la física y a la química. Becquerel y Curie con sus estudios sobre la radioactividad, Roberto Andres Millikan quien estableció la existencia del electrón (1909), Ernest Rutherdorf la del protón (1914), James Chadwick la del neutrón (1932). Posteriormente se fueron descubriendo hasta más de 200  partículas subatómicas. (23)
El físico danés Niels Bohr (1885-1962, Premio Nobel de Física 1922), postuló que los electrones giran a grandes velocidades alrededor del núcleo atómico. En ese caso, los electrones se disponen en diversas órbitas circulares, las cuales determinan diferentes niveles de energía.
Para Bohr, la razón por la cual los electrones que circulan en los átomos no satisfacen las leyes de la electrodinámica clásica, es porque obedecen a las leyes de la mecánica cuántica. Describió tres postulados: 1) Cuantificación de las órbitas permitidas para un electrón: un electrón sólo puede girar alrededor de su núcleo en ciertas órbitas circulares para las que el momento cinético del electrón es un múltiplo entero de h/21T (h, constante de Planck). 2) El electrón gira alrededor de su núcleo en órbitas fijas, sin radiar ni absorber energía. 3) La radiación o absorción de energía sólo tiene lugar cuando un electrón pasa de una órbita de mayor (menor) energía a una de menor (mayor), que se encuentra más cercana (alejada) al núcleo.
Einstein (1879-1955): encontró relación entre la materia y la energía (E= m.c2) y la partícula es un punto en el campo universal con una energía concentrada. En 1916 expuso su “Teoría de la Relatividad”, demostrando la equivalencia entre inercia y gravitación y estableciendo las relaciones entre espacio, tiempo, materia, energía, gravedad e inercia.
Dedicó sus últimos años a la elaboración de una “teoría general y uniforme del campo” en la que trató de relacionar, la gravedad, con la electricidad y el magnetismo.
En la física actual se ha demostrado que una partícula material no es más que un punto en el campo universal con una energía concentrada.
La materia no es otra cosa que una concentración de energía y está constituída por campos magnéticos y eléctricos sometidos al campo gravitatorio.

Hay distintos tipos de energía en el Campo Universal :
·         interacción nuclear fuerte o hadrónica: es  la más intensa, se ejerce entre los nucleones del núcleo y es de alcance muy limitado
·         interacción electromagnética: es cien veces menor que la anterior, de alcance ilimitado y  se ejerce entre las partículas cargadas
·         interacción nuclear débil o de Fermi: es de corto alcance, interviene en la desintegración de algunos núcleos radiactivos y es 10-12 veces menor que la primera
·         fuerza gravitatoria: es 10-40 veces menor que la fuerte, carece de importancia en el interior del átomo, es de alcance infinito y es la responsable de la atracción entre las masas.

 De las distintas formas de energía que existen en el universo, la dinamización homeopática podría corresponder a la electromagnética.

John Bell (1964) elaboró su Teorema del Uno Cósmico: el macrocosmos y el microcosmos como elementos indivisibles de una sola unidad. Demostraba matemáticamente que las partículas están interconectadas según principios que trascienden el espacio-tiempo, de manera que cualquier cosa que le suceda a una partícula, afecta a las demás. Este efecto es inmediato y no necesita tiempo para transmitirse (supera la dualidad onda-partícula). (5)
También Jack Sarfatti afirmó que “estamos en un universo inconsútil donde todo sucede simultáneamente mediante algún tipo de conexión invisible”. Entre las partículas del microcosmos y los elementos estelares del macrocosmos,  se transmite información sin requerir gasto energético y en forma instantánea. (5)
La paradoja Einstein-Podolsky-Rosen sugiere que la información cuántica puede transferirse instantáneamente desde una parte del universo a cualquier otra, contradiciendo así, la teoría de la relatividad de Einstein, la que consideraba imposible que una partícula viajara a una velocidad mayor que la de la luz
Sin embargo no se violaría la Teoría de la Relatividad porque lo que se transfiere no es materia ni energía, sino información
"Ninguna variable local oculta puede explicar las correlaciones que se dan en la paradoja EPR, lo que deja abierta la posibilidad, aún cuando las separen años luz, de que las partículas permanezcan conectadas por un nivel subcuántico no local que nadie conoce". (John S. Bell, 1965)
Ilya Prigogine fue premio Nobel de Química en 1977 por su contribución  a la termodinámica no equilibrada, particularmente en la “teoría de las estructuras disipativas”: la materia no es inerte y todos interactuamos con todo en la naturaleza. Todo es una unidad.

La estructura molecular del agua
El agua es uno de los cuatro «elementos» que el filósofo griego Aristóteles había definido como constituyentes del Universo (los demás son el aire, la tierra y el fuego).
Muy a menudo es sinónimo de vida: el agua es un componente esencial de la estructura y el metabolismo de todos los seres vivos.
En 1781 el químico (y teólogo) inglés Joseph Priestley realizó su síntesis por combustión del hidrógeno.
Los químicos Antoine-Laurent Lavoisier y Henry Cavendish demostraron que el agua estaba formada por hidrógeno y oxígeno.
Más tarde, en 1805, el químico francés Louis-Joseph Gay-Lussac y Alexandei- von Humboldt determinaron que la molécula de agua está formada por dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno, lo cual condujo a la fórmula molecular H20.
En la molécula de H2O, cada átomo de hidrógeno está unido al átomo de oxígeno por un enlace covalente. En este enlace, relativamente fuerte, el átomo de hidrógeno y el átomo de oxígeno ponen en común un electrón cada uno.
La distribución de los electrones en el enlace covalente de la molécula de agua no es simétrica, lo que la convierte en una molécula polar. El oxígeno queda cargado negativamente y los hidrógenos positivamente. Este desequilibrio en la distribución de las cargas eléctricas, añadido a la geometría no lineal de la molécula de agua, se traduce en la existencia de un “momento dipolar – eléctrico”, responsable del gran poder disolvente del agua para con los cristales iónicos (determinadas sales, ácidos o bases).
Pero la clave de muchas propiedades del agua reside en los enlaces que la molécula de agua puede formar con sus vecinas. En la molécula de H20 el átomo de oxígeno posee ocho electrones periféricos, de los cuales sólo cuatro están implicados en los enlaces covalentes OH con los dos átomos de hidrógeno. Los cuatro electrones restantes se agrupan en dos pares llamados dobletes electrónicos libres. Cada uno de estos dobletes, de carga eléctrica negativa, puede formar un enlace de tipo electrostático con un átomo de hidrógeno, cargado positivamente, de una molécula de agua vecina. Este enlace de hidrógenos es lineal: el átomo O de la molécula está alineado con el grupo HO de la molécula vecina. (29)
Dado que el átomo de oxígeno es pequeño y bastante electronegativo, la concentración de electrones en su entorno es elevada, por lo que las cargas negativa  sobre oxígeno y positiva entre los átomos de hidrógeno son considerables. Las atracciones dipolo-dipolo entre moléculas de agua son muy importantes. Esta atracción dipolo-dipolo que es inusualmente fuerte y en la que participa el átomo de hidrógeno se denomina puente de hidrógeno. (30)
El agua es el líquido que más sustancias disuelve, por eso decimos que es el disolvente universal. Esta propiedad se debe a su capacidad para formar “puentes de hidrógeno” con otras sustancias.

En homeopatía, las moléculas de agua cumplirían una doble función, gracias a estos puentes de hidrógeno. Por una parte  éstas se modificarían al sufrir la influencia del soluto; y por la otra, serían capaces de influenciar a nuevas moléculas de agua.

El agua, portadora de la información homeopática
El agua es denominado el solvente universal por su capacidad de actuar como disolvente y separar otras sustancias.
Recientes desarrollos en medicina cuántica, proponen que podría existir transmisión de información en forma de energía electromagnética en la medicina homeopática (Delinik 1991).
En el trabajo publicado por Pellegrino, el solvente es un factor dinámico, activo que adquiere propiedades farmacológicas, mantiene y transmite la información y se activa por el proceso de sucusión. Las moléculas del solvente, están interconectadas entre sí configurando un conjunto estereofísico, de características electromagnéticas con propiedades fisicoquímicas de adaptabilidad, vulnerabilidad, flexibilidad, memoria, control, regulación, interacciones de equilibrio, reagrupamiento y autorreplicación. Así, el soluto, imprime su sello en el solvente (20)

Salas (México) usando resonancia magnética nuclear ha logrado demostrar que el soluto desencadena la formación de cristales en el solvente. El soluto deja una impresión o recuerdo en el solvente  que se incrementa en las dinamizaciones sucesivas aunque no exista soluto (set, mark), fenómeno conocido como histéresis en física. (20)

Gay midió la constante dieléctrica demostrando diferencias entre el solvente y dinamizaciones homeopáticas. La acción de las altas diluciones con sucusión, actúan más por la estructura físico-química de sus solventes, que por las propiedades químicas de los solutos. Las moléculas del solvente pudieran agruparse en polímeros isotácticos estereoespecíficos, y autoduplicarse aún en ausencia del soluto original.  (1)

Luu Vinh, presentó un estudio de la composición estereofísica de las moléculas de las diluciones homeopáticas mediante la espectrofotometría de absorción infrarroja Raman Laser. Cuando un haz de luz monocromática atraviesa una sustancia, una parte de su energía puede ser absorbida por el medio y produce variaciones que pueden ser registradas: comparó los espectros obtenidos de etanol 70º, con los espectros de diluciones homeopáticas preparadas con el mismo alcohol, observando diferencias en la curva gráfica de intensidad del espectro.  (15)

Benveniste, Davenas et al., proponen la teoría de “la memoria del agua” en la cual la estructura del solvente es modificada por la sustancia durante el proceso de dilución, manteniendo esa estructura a pesar de la ausencia de moléculas de la droga original.
El 30 de Junio de 1988 apareció publicado en la revista científica Nature un artículo firmado por el equipo de Jacques Benveniste (French National Institute for Health and Medical Research of the University of Paris), exponiendo una serie de experimentos sobre degranulación de basófilos disparada por anticuerpos muy diluídos.
Los experimentos consistían en poner en contacto preparados de leucocitos con suero de cabra cada vez más diluído en agua destilada, y comprobar si los basófilos reaccionaban frente a los anticuerpos anti-IgE presentes en el suero (antisuero anti-IgE), liberando histamina y otros mediadores vasoactivos e inflamatorios.
La respuesta de los basófilos a los anticuerpos anti-IgE fluctuaba en función de la concentración de éstos. Tal respuesta se daba incluso en niveles en los que la probabilidad de encontrar una molécula de anticuerpo en la disolución era nula. La información biológica transmitida por los anticuerpos puede subsistir en una disolución, incluso cuando esta última no contenga ni una sola molécula del antígeno.
Benveniste afirma que la información específica de una sustancia se trasmite en el proceso de agitado de la disolución al agua. Ésta actuaría como un molde para la molécula, bien mediante una red indefinida de enlaces por puente de hidrógeno, bien mediante campos eléctricos o magnéticos.
La existencia de la memoria del agua permitiría justificar los postulados de la práctica homeopática. El agua mantiene “memoria” de la sustancia biológica con la que estuvo en contacto. (3) (4) (25) (26)

Vinicio Revelant plantea que, las moléculas de agua, al entrar en contacto con la Tintura Madre Homeopática, forman estructuras que en la superficie poseen gran cantidad de cargas magnéticas, las cuales son copiadas por otras moléculas de agua, y esta copia a su vez copiada nuevamente, obteniendo así  una imagen en forma de código magnético en el agua de las sucesivas diluciones. Se cree que estas asociaciones específicas de moléculas de agua actuarían como un disparador biológico dentro del ser vivo, tal como lo haría la sustancia original.
Si analizamos estas sustancias con equipos convencionales sólo se encontrará agua.   Sería comparable a una cinta magnética grabada que al ser analizada sólo se encontrará plástico y oxido ferroso. (22)

Becker, también piensa que las moléculas del solvente (agua) se organizan de distintas formas a raíz de alguna impronta de tipo específico, impartido por el soluto original. (2)

Para López Seco y Curt Mayer la información homeopática estaría guardada en las oscilaciones laterales del spin de los electrones del oxígeno molecular, siendo el agua indispensable en dicho proceso. (11)
Para dichos autores, un remedio preparado en alcohol absoluto (en ausencia de agua) no posee acción terapéutica.
Realizaron una experiencia inoculando Arnica 200 a terneros y observando cuál era la respuesta al destete. Prepararon el remedio con agua bidestilada, con mezcla de agua destilada y alcohol etílico, y con alcohol etílico puro.
En los dos primeros casos, se obtenía respuesta a los 20 minutos de inoculados, pero en el caso del alcohol anhidro, no se consiguió respuesta a la medicación.
“El agua es capaz de transmitir la información homeopática, teniendo el alcohol sólo la función de conservante y de diluyente inerte”  (8) (9) (10) (11) (12) (13) (14)

Para el Dr. Klaus Kronenberg (California State Polytechnic University) el agua es químicamente neutral, pero es uno de los mejores solventes. Tiene la habilidad de atrapar otras sustancias y clusterizarlas alrededor de toda partícula formando conglomerados. (24)

Wolfang Ludwig (fisico y asesor del World Research foundation) dice que el agua posee la facultad de acumular información en una frecuencia dada  y transferirla a otros sistemas. El agua contaminada puede ser purificada químicamente, y aún así, seguir presentando  frecuencias electromagnéticas con una longitud de onda similar al contaminante. (24)

Dr. Horst Felsh (autoridad en protección ambiental) manifestó que, “de acuerdo con los test hechos por Engler y Kokoschiengg en 1988 el agua tiene una estructura de memoria y una variabilidad estructural, y por eso poder guardar información por un largo periodo de tiempo y así transportarla al cuerpo”. (24)

El Dr. David Schweitzer,  ha fotografiado el efecto de los pensamientos capturados en el agua. El agua puede actuar como un sistema de memoria liquida capaz de almacenar información. En 1996 fotografió con un microscopio fluorescente las frecuencias almacenadas en homeopatía y remedios naturales y la influencia de los pensamientos en los fluídos. (31)

“Mensajes del Agua”, Masaru Emoto
El Doctor Masaru Emoto, jefe del Instituto Hado en Tokio y autor del libro “Mensajes del Agua”, ha logrado fotografiar cristales de agua, que previamente había sido expuesta a la palabra escrita o hablada, a la música, a nombres de personas o a esencias florales, y posteriormente congelada, demostrando así que el agua es capaz de cambiar su expresión. (17) (18) (27) (28)
A pesar de que fue imposible obtener fotos idénticas en todas las muestras (porque el agua es inestable), observó que siempre se obtiene una cierta tendencia a cristalizar hacia un determinado patrón de estructura. En general frente a estímulos armónicos se forma una bella estructura de cristal hexagonal. Lo opuesto ocurre cuando se examina agua contaminada o sometida a estímulos negativos en cuyo caso el agua o no cristaliza, o forma cristales  amorfos y distorsionados.

Metodología:
-Cada muestra de agua se distribuye en 100 placas de Petri (1 ml en cada placa)
-Se guardan en un refrigerador a -25ºC durante 3 horas.
-A posteriori, dentro de una habitación refrigerada a -5ºC, se observan en el microscopio los cristales congelados
-Cada operador puede tolerar un máximo de 30 minutos dentro del refrigerador a dicha temperatura
-Se utiliza un microscopio Olympus BX60M con un sistema BX60-33MD con una luz que pasa a través del objetivo del lente desde arriba hacia la muestra. La magnificación es de 200 a 500 X.
-El sistema de fotografia es PM-10SP-1 de OLYMPUS.
-El agua es analizada por distintos operadores

A continuación, expondré algunas de las fotografías más representativas, las cuales fueron extraídas del libro “The Message from Water”, de Masaru Emoto. (17,18)

Estos son algunos efectos que Emoto encontró en su investigación:
•     El agua tomada en fuentes y arroyos limpios de montaña, formó estructuras cristalinas más bellas, en contraste con los cristales deformados y distorsionados formados por las muestras de agua polucionada o estancada.
•     El agua destilada expuesta a música clásica tomó formas delicadas y simétricas.
     Cuando las muestras de agua fueron bombardeadas con música heavy metal o expuestas a palabras negativas, o cuando se enfocaron sobre ellas pensamientos o emociones negativos, el agua no formó cristales y en su lugar se crearon estructuras caóticas y fragmentadas. 
•     Curiosamente, el modelo obtenido al aplicar las palabras "Eres Tonto", fue casi idéntico al de aplicar música heavy metal.
    Cuando el agua se expuso a palabras y emociones positivas, tendió a formar estructuras cristalinas bellas y brillantes, en general hexagonales
•    Cuando el agua destilada se expuso al sonido de las palabras "thank you" (gracias en castellano), los cristales congelados tenían una forma similar a aquellos formados cuando el agua había sido expuesta a las "Variaciones de Goldberg sobre Bach" música compuesta en gratitud al citado compositor.
•     Cuando el agua fue tratada con aceites florales aromáticos, los cristales tendieron a imitar la forma de la flor original.

CONCLUSIÓN
El  agua constituye el 75 % del cuerpo, el cerebro posee 85% de agua, la sangre 90%, los músculos 75 %, el hígado 82%, los huesos 22% ( Batmanghelidj MD)
Así, un ser humano de 75 kg de peso tiene aproximadamente 50 litros de agua.
Toda célula o proceso biológico está en presencia de agua.
Actualmente se considera al agua como el solvente universal. Es un factor dinámico, activo, capaz de reaccionar, mantener y transmitir información, creando un patrón capaz de ser modificado por estímulos provenientes del medio o del interior del individuo. Así una palabra, un pensamiento o un sentimiento  influirían física y espiritualmente sobre los seres vivos.
En este trabajo, hemos podido evidenciar cómo se modifica la estructura cristalográfica del agua por el remedio homeopático, así como también por la palabra hablada o escrita, los pensamientos, los sentimientos, el sonido, la música, las esencias florales e incluso, la presencia de una fotografía.
El medicamento homeopático es información transmitida inmaterialmente, llevando guardada la memoria del soluto original en el agua de dilución.
Cuando este medicamento diluido y sucusionado es administrado de acuerdo a la “ley de semejanza”  genera una reacción que nos recuerda “quiénes somos”.

“Dios utiliza siempre procedimientos geométricos”,  Platón
“Toda ley física ha de poseer belleza matemática”, Paul Dirac

Agradecimientos
A la farmacéutica Lucía Marchante de la farmacia “Similia”, quien aportó las dinamizaciones estudiadas.
Al Dr. Masaru Emoto, por haber realizado el estudio cristalográfico de las dinamizaciones homeopáticas.


BIBLIOGRAFÍA
1)  Barnard, G.P., James Stephenson, “Una nueva concepción biofísica”, La Homeopatía de México, Vol 61  Nº566,  sept-octubre 1993, pag 11-21.
2)   Becker R.O.  “Un nuevo acercamiento a las bases científicas de la homeopatía” , La Homeopatía de México, pag 3-5, julio-agosto 1993.
3)  Benveniste Jacques “Información biológica y campos electromagnéticos”  La homeopatía de México, Vol 63  Nº 570, mayo-junio 1994, pag 7-10.
4)   Benveniste, Davenas; Revista Nature 333, 816-818.
5)   Crespo Duberty, Mario “Infinitesimalidad y Homeopatía”, Homeopatía, Vol 65: 441-444, 2000.
6) Eizayaga, “Análisis y farmacodinamia del medicamento homeopático” Tratado de Medicina Homeopática,1972 , pag. 233-242.
7)   Gutman, V. “Estudio sobre organización del sistema molecular”, Revista Homeopática enero-abril año VIII Nº 19, p 21-27.
8)  López Seco J., Hugo Von Bernard y Alfredo Duggan, “El uso del árnica homeopatizado en el destete de los terneros”, Homeopatia Veterinaria año III, Vol 1, Nº2, julio 1995.
9)   López Seco J y Curt Mayer, “Una Teoría Magneto-Informática sobre los efectos de los Remedios Homeopáticos”,  Homeopatía ,Vol 63, Nº2, p 127-141, 1998.
10) López Seco J. y Pirra Gustavo, , “La electrodinámica cuántica y la homeopatía” Homeopatía- Vol 65: 429-440, 2000.
11) López Seco J. y Curt Mayer, “El spin del electrón como soporte de la energía homeopatica” Homeopatía- vol 62: 97-109, 1997.
12) López Seco J. y Curt Mayer, “interpretación de algunas observaciones realizadas con remedios homeopaticos en poblaciones de bovinos”, Homeopatia Vol 63, Nº4, p. 346-353.
13) López Seco J. y Curt Mayer, “Una Teoría mecanocuántica del almacenamiento de información en el spin del electrón”,  Homeopatía ,Vol 66, Nº4, p 367-387.
14) López Seco J. y Hugo Von Bernard, “El agua, único portador de la información homeopática” , Homeopatía Vol 66 Nº 1, 37-41, 2001.
15)  Luu-Vinh, Revista Homeopática de la AMHA Nº2, 1980 pag 17-29.
16)  Manning Jeane Wellnessgoods.com/ water, “The Power of Water”.
17)  Masaru Emoto, “The Message from Water”, abril 2001.
18)  Masaru Emoto, “The Message from Water” Volumen 2, enero 2002.
19) Montáñez Pinedo Francisco “Partículas mensajeras en Homeopatía”, La homeopatía de México” Vol 61 Nº 562,p 11-12-32 , enero-febrero 1993.
20) Pellegrino, Juan C. “Comprobación científica de las dinamizaciones homeopáticas”,Homeopatía- Vol 58: 47-50, 1993.
21) Primera conferencia Internacional sobre Sistemas e Información del agua”, La Homeopatía de Mexico Vol 63 marzo-abril 1994 Nº 569 pag 21-23.
22) Revelant, Vinicio “Una teoría del funcionamiento en seres vivos, de las sustancias diluídas homeopáticamente”, Gaceta homeopática de Caracas, Vol 2 Nº 2, 1994.
23)  Sapkowski, Miguel 1994  “Materia y Energía”, Gaceta Homeopática de Caracas, Vol 2 Nº 1.
24)  Stweart  Dan, Routledge Denise  , “Water  esential for  existence”, Canada, 1998 (Explore Issue:Vol 8, number 5).
26)  www.atlantisrising.com  20 nov 2002, Atlantis Rising nº 19, 1999.
27)  www.hado.com
31)  www.hado.net , Steve Gamble “Healing Energy and Water”.

Autora: Dra. Genoveva Alicia Saragovi. Asociación Médica Homeopática Argentina.
Apéndice nº1 al libro Homeopatía e Informática de Andrés Zuno Arce.